lunes, 19 de agosto de 2013

Lugares cerveceros con encanto. #1 Gambrinus Drivers Museum

Esta nueva sección y ya van unas cuantas que llevo abiertas y que muy lentamente tienen continuación está dedicada a aquellos lugares con temática cervecera con su encanto propio. Museos, exposiciones, micros, etc. Todo tendrá cabida. Visto desde el plano tanto turístico como el mío propio, en donde pondré una breve descripción del lugar y en el que colgaré más fotos que otra cosa.

Espero que guste.

*     *     *     *     *

La primera entrada me voy a situar en Bélgica. Que este país es mi debilidad no es nada nuevo. Más en el plano cervecero que en el de la breweriana. En este último caso ya hace mucho que dejé de coleccionar posavasos de cervezas belgas ante la ingente cantidad que salen anualmente; actualmente sólo me dedico a coleccionar posavasos de este país de cervezas de navidad. Una temática que se caracteriza por tener no pocas piezas precisamente.

Esta entrada está dedicada al Gambrinus Drivers Museum (en adelante GDM) que lo visité allá por el 2010 aprovechando que asistí a un encuentro de coleccionismo en Moutfort (Luxemburgo) y al que fui a visitarlo el domingo por la mañana antes de cojer el avión de vuelta a España junto a otros coleccionistas de BCN.

Logotipo de su web


La fachada del GDM ya impresiona de por sí. Ubicado en la ya cerrada en 1975 Brasserie Bouty, creada la cual ejerció de maltería durante la existencia de la Brasserie, en Romedenne, una localidad muy cercana a Philippeville, al sur de Charleroi.

Fachada de la Brasserie Bouty y un camión de cerveza Cardinal

En ella se puede ver todo tipo de breweriana dedicada a los vehículos de reparto de cerveza. Desde los antiguos coches de caballo a los modernos trailers, pasando por los camiones cerveceros que durante el desarrollo de las dos Guerras Mundiales se dedicaron al tema logístico pero visto desde el plano bélico. Todo ello está muy bien documentado y organizado en muchísimas vitrinas en donde se pueden ver carteles antiguos, posavasos, etiquetas, miniaturas, botellas con su etiqueta, fotos antiguas, placas cerveceras que iban colgadas en los camiones, botellas al ácido y por supuesto camiones originales restaurados.

Siguiendo una breve guía al llegar al GDM en frente de la puerta de entrada aquel día se podía ver este bonito camión de época de la Brouwerij F. Boon.


Nada más entrar al museo impresiona ver colgando literalmente del techo el chasis de un Saurer 5AD de 1927 el cual transportaba cerveza Whitbread.

Chasis de un Saurer 5AD de 1927

Placas para colgar en los laterales de los camiones promocionando la cervezas que transportaban.


El museo está repleto de vitrinas en donde se puede ver todo tipo de breweriana relacionada con los vehículos a motor.




No pueden faltar algunas referencias españolas






Bonitos carteles si bien no dedicados a los vehículos a motro, si dedícados a diversas formas de transportar cerveza los cuales no dejan de ser muy curiosos por sus diseños de los años 50-60.



Por supuesto también hay presencia en las vitrinas de aviones con publicidad de cerveza.


...E incluso dentro de la antigua Brasserie se pueden encontrar varios vehículos perfectamente restaurados.

Lloyd Lt 600 de 1960



No sé si ahora pero por aquel entonces a las puertas del museo, fuera de lo que era su instalación, se podían ver unos 20-30 palets de botellas de cerveza de cristal no recuerdo si serigrafiado o tallado o grabado al ácido, al igual que tampoco recuerdo la marca. Aunque tuve la tentación de llevarme unas cuantas botellas no podía meter nada más en la maleta, y seguro que me iba a pasar de peso al cojer el avión. Ya sabemos cómo se las gasta la conocida compañía low cost irlandesa con el tema del peso de las maletas... Sólo me dio para rebañar unos tapones de cerámica de las extintas Brasserie Devaux de Philippeville (+???) y de Brasserie Labor de Mons (+1962)


Tapones de cerámica


Espero que os haya gustado y picado el gusanillo de visitar este idílico lugar en cuanto tengáis ocasión. Ah! por cierto, se me olvidaba. Incluido en el precio de la entrada estaba incluido un libro de cerveza titulado 'Belgium by Beer; Beer by Belgium', del que ya tomé algunas referencias para esta entrada y una copa de cerveza Hapkin en el bar que había dentro del museo.

Para más información no dejéis de visitar su web: http://www.gambrinus-drivers-museum.be/indexen.htm

13 comentarios:

  1. Muy buen e interesante aporte. Desconocía éste lugar.

    El día que vaya a Bélgica no voy a querer volver, y me van a faltar días y días para ver todo lo que quiero jeje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que es un país que allá donde vallas desborda cerveza por los costados. Yo afortunadamente he ido unas cuatro o cinco veces y me ha 'cundido' bastante en conocer sitios.
      Cuando vallas dímelo y te digo sitios recomendables para visitar.

      Un saludo

      Eliminar
  2. Por esos lares la cultura cervecera está muy extendida, prueba de ello es este sitio que tampoco conocía.
    Siempre es interesante conocer carteles, botellas, chapas... asi como maneras de transportar la cerveza de otras épocas. La visita debió ser instructiva y divertida.
    Continua con esta sección, me gusta la combinación viajes/cerveza ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus ánimos. Ya tengo en 'Borradores' otra entrada referente a esta sección que publicaré en un tiempo pues se me avecinan varias entradas seguidas que tendré que espaciar en el tiempo.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Que susto! pensaba que te referías a la famosa cadena de bares.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joer, Álvaro. Parece mentira que no me conozcas ;-)

      Un saludo.

      Eliminar
  4. INTERESANTE. YA QUE IBAS POR ALLÍ APROVECHAS Y PASAS UN RATO, UN MUSEO DONDE PUEDES PIMPLAR UNA BIRRA ESTÁ BIEN. SALUDOS!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Independientemente de la cerveza, resulta muy educativo y enriquecedor cómo ha cambiado a lo largo del tiempo el transporte relacionado con la cerveza.

      Un saludo Jorgecín ;-)

      Eliminar
  5. Como bien sabes ando por Jaén así que ni tengo tiempo para leer ni casi señal de wifi. Me guardo este post para la semana que viene, que tiene muy buena pinta! Un abrazo Jose!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por fin he podido ver la entrada, jeje! Una pasada de museo, sin duda. Apuntado queda para cualquier escapada por la zona. Ah, y larga vida a la sección! Un abrazo, José!

      Eliminar
    2. Sin duda es altamente recomendable. Además con respecto a la temática de tu coleccionismo se te saldrían lagrimones de las botellas antiguas con etiquetas que allí poseen.

      Un abrazo

      Eliminar
  6. Interesante sección, y por lo que veo un museo que merece mucho la pena visitar, desde luego si tengo la oportunidad de ir no pienso desaprovecharla.
    Saludos y enhorabuena por la sección.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Humulus. me alegro que te haya gustado la sección. Ya tengo otra entrada casi finiquitada

      Un saludo

      Eliminar